¿El hecho de vacunarme durante el embarazo puede afectar a mi bebé?
[Ir al contenido]

¿El hecho de vacunarme durante el embarazo puede afectar a mi bebé?

En mi trabajo se cuenta con que los empleados se pongan varias vacunas periódicamente. Pero estoy embarazada y me asustan los efectos que podrían tener las vacunas sobre mi bebé. ¿Me debería preocupar?
– Emma

Lo mejor es vacunarse antes de quedarse embarazada, pero algunas vacunas se pueden poner durante el embarazo.

La vacuna antigripal es recomendable para todo el mundo durante la temporada de la gripe, y muy especialmente para las mujeres embarazadas. Se trata de una vacuna segura; los estudios muestran que no genera ningún efecto nocivo en el feto. También protege a la madre y al bebé de contraer la gripe (y otros virus) en el primer año de vida del bebé. Las mujeres embarazadas solo deberían ponerse vacunas fabricadas con virus inactivados. La vacuna también viene en forma de espray nasal (FluMist®) pero contiene virus de la gripe vivos y por lo tanto no es segura para las embarazadas.

La vacuna Tdap (contra el tétanos, la difteria y la tos ferina, o pertussis) se recomienda a todas las mujeres embarazadas en la segunda mitad de cada embarazo, independientemente de que ya se la hayan puesto antes y de cuándo se la hayan puesto. Esta recomendación se ha hecho en respuesta al aumento de las infecciones por tos ferina, que pueden ser mortales en aquellos recién nacidos que aún no hayan recibido las primeras dosis de sus vacunas sistemáticas.

Hay algunas vacunas que no se deberían poner durante el embarazo, como las del sarampión, las paperas y la rubéola (la triple vírica), así como las vacunas contra el virus del papiloma humano (VPH) y contra la varicela.

Antes de ponerse cualquier vacuna durante el embarazo, consúltelo con su médico para tener la seguridad de que son adecuadas, tanto para usted como para su bebé.

Fecha de revisión: septiembre de 2018