[Ir al contenido]
Primary Children's Hospital

Primary Children's Hospital
100 North Mario Capecchi Drive
Salt Lake City, Utah 84113-1100
(801) 662-1000
www.primarychildrens.org


Cinco pasos para combatir el estrés

Todos nos estresamos de vez en cuando. Las personas sienten el estrés de maneras diferentes. Algunas de las maneras de hacer frente al estrés, como gritar, golpear a alguien o golpear una pared, no resuelven nada. Pero otras maneras, como hablar con una persona en la que confíes, puede ponerte en camino a resolver el problema o, al menos, hacerte sentir mejor.

La próxima vez que te sientas estresado, intenta los siguientes cinco pasos:

  1. Busca apoyo. Cuando necesites ayuda, recurre a las personas que se preocupan por ti. Habla con un adulto en quien confíes, como un padre, otro pariente, un consejero escolar o un entrenador. Y no te olvides de tus amigos. Tal vez estén preocupados por la misma evaluación o hayan tenido problemas similares, como atravesar un divorcio o la muerte de una mascota querida.
  2. ¡No entres en pánico! Cuando estás molesto, es muy fácil dejar que los sentimientos se salgan de control. Identifica tus sentimientos y ponlos en palabras; por ejemplo: "¡Estoy tan enojado!" Y expresa o piensa por qué te sientes de esa forma. Después, busca una manera de calmarte, superar los sentimientos de enojo y encuentra la forma de expresarlos. Haz ejercicios de respiración, escucha música, escribe un diario, juega con una mascota, sal a pasear o andar en bicicleta, o haz lo que sea que te ayude a cambiar tu estado de ánimo.
  3. No te autocastigues. A veces, cuando los niños están estresados y enojados, se culpan a sí mismos. Pero esa es una muy mala idea. Recuerda que siempre hay personas que desean ayudarte. No te autocastigues. Se amable contigo mismo y pide la ayuda o el consuelo que necesitas (y mereces) para atravesar la situación compleja que estás enfrentando.
  4. Intenta resolver el problema. Una vez que te hayas calmado y cuentes con el apoyo de los adultos y amigos, es momento de poner manos a la obra. Debes descubrir cuál es el problema. Aun cuando no puedas resolverlo por completo, es posible que puedas comenzar a resolver parte del problema.
  5. Sé positivo. En la mayoría de los casos, el estrés es temporal. Tal vez no lo parezca cuando estés en medio de una situación estresante, pero el estrés realmente desaparece y con frecuencia lo hace cuando determinas cuál es el problema y comienzas a trabajar para resolverlo.

Estos cinco pasos no son mágicos; y tal vez debas hacer una de estas cosas más de una vez, pero realmente funcionan. Y si puedes mantener una mirada positiva mientras atraviesas un momento complejo, esto te ayudará a sentirte mejor incluso más rápido. ¡Se siente tan bien dejar de estar estresado!

Revisado por: D'Arcy Lyness, PhD
Fecha de revisión: enero de 2018