Si mi hijo tiene asma, ¿podemos seguir teniendo un animal en casa?