SSM Cardinal Glennon Children's Medical Center
(314) 577-5600
www.cardinalglennon.com
 

Orzuelos

(Styes)

Un orzuelo es un pequeño bulto que se forma en el párpado superior o inferior, justo donde están las pestañas. Puede ponerse rojo, inflamarse y causar dolor.

Los orzuelos se forman porque una glándula del ojo se obstruye. Tienes muchas glándulas pequeñas en el párpado que, debido a su tamaño, no se pueden ver. Estas producen un sebo especial que se mezcla con las lágrimas para mantener húmedos los ojos, incluso cuando no estás llorando.

A veces, el sebo viejo, las células de la piel y los gérmenes muertos penetran en una glándula y la obstruyen, de modo que el sebo no puede salir. Eso hace que la glándula se haga cada vez más grande. ¡Ay! Es en ese momento que sentirás un orzuelo y también lo verás.

ilustracion

Qué debes hacer en caso de tener un orzuelo

Si crees que tienes un orzuelo, díselo a uno de tus padres o a la persona adulta que se encarga de cuidarte. Habitualmente, un orzuelo es un problema poco importante que se puede tratar. Uno de tus padres puede llamar al médico para saber si debes acudir para una visita. O bien, el médico simplemente puede darle algunos consejos por teléfono.

A menudo, un médico recomendará que te coloques una toalla bien tibia. El calor ayudará a destapar la glándula y hacer que salga la suciedad. Pídele a un adulto que caliente la toalla a la temperatura correcta si no estás seguro (no es recomendable que uses agua caliente). Y escúrrela para que no chorree demasiado.

Encuentra un lugar cómodo donde relajarte y colócate la toalla tibia sobre el ojo. Debes hacer esto algunas veces al día. Si la toalla se enfría, puedes volver a calentarla con agua tibia.

A veces, el médico puede recomendarte un jabón para bebé diluido como un limpiador suave para el ojo. ¡No debes pasarte el jabón normal por los ojos porque te arderá!

Tendrás que consultar al médico si el orzuelo no mejora o si empeora. El médico puede recetarte una crema medicinal u otro medicamento para que tomes.

¿Cómo se pueden prevenir los orzuelos?

Para prevenir los orzuelos, no te toques los ojos. Así es como los gérmenes penetran. Lavarte las manos periódicamente también es una buena idea.

Algunos niños tienen muchos orzuelos. Tal vez tenga algo que ver con el tipo de piel que tienen. Si ese es tu caso, el médico sabrá cómo tratarlos y prevenirlos.

Revisado por: Jonathan H. Salvin, MD
Fecha de la revisión: abril de 2012