SSM Cardinal Glennon Children's Medical Center
(314) 577-5600
www.cardinalglennon.com
 

Clases de preparación para el parto

(Birthing Classes)

Sobre clases de preparación para el parto

Si va a tener su primer hijo, es muy probable que se sienta abrumada por las preguntas, los miedos y, simplemente, por no saber qué esperar. Muchos padres primerizos sienten que las clases de preparación para el parto realmente pueden ayudarlos a calmar sus preocupaciones y responder a muchas preguntas.

Estas clases cubren todo tipo de temas relacionados con el parto, incluidas técnicas de respiración, manejo del dolor, parto vaginal y parto por cesárea. Pueden ayudarla a prepararse para muchos aspectos del parto; por ejemplo, para los cambios que implica el embarazo, el parto y el alumbramiento, para y la crianza una vez que su hijo nace.

En general, los padres primerizos asisten a clases de preparación para el parto durante el tercer trimestre del embarazo, cuando la madre está aproximadamente en el séptimo mes. Pero existen muchos tipos diferentes de clases que comienzan antes y después de eso. Es una buena idea hablar con su médico acerca de los distintos tipos de clases que se ofrecen en su comunidad.

Beneficios de asistir a una clase de preparación para el parto

Una clase de preparación para el parto puede proporcionarle un espacio para realizar muchas preguntas y ayudarla a tomar decisiones fundamentadas sobre temas clave relacionados con el nacimiento de su bebé. Entre la información que puede averiguar en las clases de preparación para el parto se incluye:

  • cómo se está desarrollando su bebé
  • desarrollo saludable durante su embarazo
  • signos de advertencia que le indican que algo está mal
  • cómo hacer que su embarazo, trabajo de parto y alumbramiento sean más placenteros
  • técnicas de respiración y relajación
  • cómo delinear un plan para el parto
  • cómo distinguir cuándo está en trabajo de parto
  • opciones para aliviar el dolor durante el trabajo de parto
  • qué esperar durante el parto y el alumbramiento
  • el rol del asistente o compañero que la ayudará en el trabajo de parto

Muchas clases también tratan temas relacionados con lo que se debe esperar después del nacimiento del bebé, incluidos el amamantamiento, el cuidado del bebé y el manejo de los cambios emocionales ocasionados por la nueva paternidad.

Además, en las clases de preparación para el parto, es posible que encuentre apoyo en otras parejas que esperan un bebé. ¿Quién podría comprender mejor los altibajos del embarazo que otras parejas que también están pasando por lo mismo? Muchas personas encuentran amigos en las clases de preparación para el parto que conservan durante mucho tiempo luego del nacimiento de sus hijos.

Si el asistente que la ayudará en el parto es también el padre del bebé, asistir a las clases juntos puede significar una mayor participación de parte de él en el embarazo, y puede resultar una buena experiencia para crear lazos afectivos. Al igual que la madre, el padre también puede aprovechar para saber qué esperar cuando la madre entre en trabajo de parto y cómo ayudar durante ese proceso. Algunas clases tiene una sesión solo para padres, en la que los hombres pueden conversar sobre sus propias preocupaciones acerca del embrazo y el parto. También hay clases dirigidas únicamente a padres primerizos. Algunas clases incluso ofrecen una sesión especial para abuelos primerizos, lo que constituye una fabulosa manera de participar en el proceso y asegurarse de que ellos estén al tanto de las técnicas más recientes sobre cuidado de bebés y seguridad.

Por supuesto, algunas personas aprovechan más sus clases de preparación para el parto que otras. Pero incluso si considera que las técnicas que le enseñan no funcionarán para usted cuando finalmente entre en trabajo de parto, quizás obtenga otros beneficios de la clase. El objetivo común de todas las clases de preparación para el parto es proporcionarle el conocimiento y la confianza que usted necesita para dar a luz y tomar decisiones fundamentadas. Esto incluye reducir su ansiedad con respecto a la experiencia del parto, así como también brindarle diversas técnicas de control para ayudarla a manejar el dolor. Recuerde que el objetivo primordial es tener una mamá sana y un bebé sano.

¿Qué tipos de clases están disponibles?

Muchas clases de preparación para el parto adoptan una filosofía particular acerca del embarazo y el parto. En los Estados Unidos, los dos métodos más comunes de respiración, relajación y ejercicios para el parto son la técnica Lamaze y el método Bradley.

La técnica Lamaze es el método más utilizado en los Estados Unidos. La filosofía Lamaze sostiene que el parto es un proceso normal, natural y saludable, y que las mujeres deben estar capacitadas, a través de la educación y el apoyo, para abordarlo con confianza. El objetivo de Lamaze es explorar todas las maneras en que las mujeres puedan encontrar fuerza y apoyo durante el trabajo de parto y el parto. Las clases se centran en técnicas de relajación, pero también alientan a las madres a condicionar su respuesta al dolor a través de entrenamiento y preparación (esto se denomina psicoprofilaxis). Este condicionamiento tiene como fin enseñarles a las madres embarazadas respuestas constructivas ante el dolor y el estrés del trabajo de parto (por ejemplo, patrones de respiración controlada), en contraste con respuestas contraproducentes (como contener la respiración o ponerse tensas). También se utilizan otras técnicas, como la distracción (se puede alentar a una mujer a que se concentre en un objeto especial de su hogar o una fotografía, por ejemplo) o masajes aplicados por un asistente de apoyo, para reducir la percepción del dolor de una mujer.

Los cursos de Lamaze no plantean una postura ni a favor ni en contra del uso de medicamentos o intervenciones médicas de rutina durante el trabajo de parto y el alumbramiento, pero, en cambio, les enseñan a las madres cuáles son sus opciones para que puedan tomar decisiones fundamentadas cuando llegue el momento.

El método Bradley (también llamado "parto asistido por el esposo") se centra en un enfoque natural del parto y en la participación activa del padre del bebé como asistente de parto. Uno de los objetivos principales de este método es evitar la administración de medicamentos, a menos que sea absolutamente necesario.

Otros temas en los que se centra incluyen la importancia de una buena nutrición y el ejercicio durante el embarazo, técnicas de relajación (por ejemplo, respiración profunda y concentración en señales del cuerpo) como un método para sobrellevar el trabajo de parto, y la capacitación de los padres para confiar en sus instintos y transformarse en participantes activos e informados en el proceso del parto. El curso se ofrece tradicionalmente en 12 sesiones.

A pesar de que el método Bradley pone énfasis en una experiencia de parto sin analgésicos, las clases preparan a los padres para complicaciones o situaciones inesperadas, como cesáreas de emergencia. Después del parto, se hace hincapié en el amamantamiento inmediato y el contacto constante entre los padres y el bebé. El método Bradley es la opción que eligen muchas mujeres que dan a luz en su hogar o en otros ámbitos no hospitalarios.

Hay muchos otros tipos de clases de preparación para el parto disponibles. Algunos incluyen información de las dos técnicas anteriormente mencionadas, y otros son métodos derivados que exploran un área en particular. Dos opciones que tal vez estén disponibles en su área son clases activas de preparación para el parto que enseñan técnicas de yoga para preparar a las mujeres para el trabajo de parto y cursos de "hypnobirthing" (hipno parto), el cual utiliza la relajación profunda y la autohipnosis como técnicas de relajación.

¿Cuándo debo comenzar con las clases de preparación para el parto?

Además de ofrecer muchas técnicas y programas, las clases de preparación para el parto también varían ampliamente en cuanto a su duración. Encontrará clases que comienzan durante el primer trimestre y se centran en todos los cambios que implica el embarazo; cursos de entre 5 y 8 semanas que se dictan cuando el embarazo está más avanzado con el objetivo de enseñarles a los padres principalmente acerca del trabajo de parto, el alumbramiento y los problemas del posparto; y cursos de renovación de conocimientos que se dictan una sola vez para padres que ya asistieron al curso. La mayoría de los padres opta por un curso que abarque aproximadamente entre seis y siete clases en el último trimestre y se extienda durante 1 1/2 ó 2 horas por sesión, u otros cursos que duren todo el día y se lleven a cabo durante uno o dos fines de semana. Lo importante es recordar que generalmente se ofrecen diversas opciones. Esté seguro y busque una opción que se adecue a sus necesidades.

Cómo elegir una clase de preparación para el parto

El tipo de clase adecuada para usted depende de su personalidad y sus creencias, así como también del compañero que la ayudará en el trabajo de parto. No existe un solo método correcto. Si usted es del tipo de persona a la que le gusta compartir y ansía conocer gente, le recomendamos una clase más pequeña y más íntima diseñada para parejas para intercambiar historias y apoyarse entre sí. Si no le gusta la idea de compartir en un grupo pequeño, le recomendamos una clase con más alumnos, en la cual el maestro habla la mayor parte del tiempo.

Por supuesto, la comunidad en la que vive puede limitar sus elecciones. Los padres que esperan un bebé en áreas rurales generalmente tienen menos opciones disponibles que aquellos que viven en grandes ciudades. Tal vez encuentre clases de preparación para el parto dictadas por:

  • hospitales
  • educadores o profesores privados
  • proveedores de atención médica (a través de sus prácticas)
  • organizaciones dedicadas al cuidado de la salud en su comunidad
  • parteras
  • organizaciones educativas que dictan cursos a nivel nacional sobre preparación para el parto
  • videos y DVD

Antes de inscribirse en una clase, es una buena idea preguntar cuál es el programa y en qué filosofía se basa. Además, puede solicitar ver el resumen del curso. Una buena clase abarcará una amplia gama de temas y la preparará para muchas posibles situaciones de trabajo de parto y alumbramiento. Las clases deben incluir información acerca de partos vaginales y cesáreas, técnicas de parto natural, uso de analgésicos durante el trabajo de parto, consejos sobre cuidados pre y posparto y adaptación posparto.

Si algo que usted deseaba o esperaba ver no está incluido en el resumen, pregúntelo. Si su maestro no aparenta ser flexible o la filosofía de él/ella no coincide con la suya, le recomendamos que busque otra opción.

Además, no dude en comunicarse con su profesor o coordinador de la clase de preparación para el parto y realizarle preguntas, por ejemplo:

  • ¿Cuál es su formación y cómo se capacitó?
  • ¿Tiene una autorización otorgada por una organización reconocida a nivel nacional?
  • ¿Cuál es su filosofía? ¿Enseña un método en particular?
  • ¿Cómo se divide la clase entre lecciones, debates y práctica de técnicas?
  • ¿Cuántas personas hay en la clase?

Cualquiera sea el curso o método que elija, le recomendamos que comience a explorar sus opciones con tiempo. Algunas clases se llenan con bastante anticipación a la fecha de inicio.

Cómo encontrar una clase de preparación para el parto

Existen diversas maneras de averiguar sobre las opciones de clases de preparación para el parto disponibles. Una buena opción es consultar a su obstetra, médico de familia o partera, además de amigos y conocidos que hayan tenido hijos en su área. Su hospital local o clínica de maternidad también debe poder proporcionarle una lista de las opciones de clases.

Además, puede ponerse en contacto con organizaciones nacionales que avalan profesionales que se dedican a dictar cursos de preparación para el parto. La International Childbirth Education Association (Asociación Internacional de Educación sobre el Parto) apoya a las familias y capacita a profesionales que se dedican a dictar cursos de preparación para el parto. Puede ponerse en contacto con esta asociación para averiguar cuáles son los cursos autorizados que se ofrecen en su área. Lamaze International puede brindarle información acerca de dónde se enseña la técnica Lamaze en su área. Para obtener información sobre el método Bradley, comuníquese con la American Academy of Husband-Coached Childbirth (Academia Estadounidense de Parto Asistido por el Esposo).

Las clases de preparación para el parto ofrecen muchos beneficios; por ejemplo, un embarazo más saludable, conocimientos más amplios, un menor grado de ansiedad o un mayor acercamiento al compañero que la ayudará en el trabajo de parto.

Actualizado y revisado por: Larissa Hirsch, MD
Fecha de revisión: enero de 2012