Nemours





Prueba estreptocócica: cultivo de exudado faríngeo

Qué es

Un cultivo de exudado faríngeo, o prueba estreptocócica, se hace frotando la garganta con un hisopo para detectar la presencia de bacterias de Streptococcus del grupo A, la causa más frecuente de la faringitis estreptocócica. Estas bacterias también pueden causar otras infecciones, como la escarlatina, los abscesos y la pulmonía.

Una muestra obtenida frotando la parte posterior de la garganta con un hisopo (o bastoncillo de algodón) se coloca en una placa especial (o cultivo) que permite que las bacterias crezcan en el laboratorio. El tipo específico de infección se determina utilizando análisis químicos. Si no hay crecimiento de bacterias, el cultivo es negativo y la persona no tiene una infección por estreptococos.

La faringitis estreptocócica es una infección bacteriana que afecta a la parte posterior de la garganta y las amígdalas, que se inflaman e irritan, lo que provoca un dolor de garganta al tragar. Es posible que en la garganta y las amígdalas se formen manchas o una capa amarillenta y que los ganglios linfáticos del cuello se inflamen.

illustration

La faringitis estreptocócica es más frecuente en los niños en edad escolar. La infección puede causar dolor de cabeza, dolor de estómago, náuseas, vómitos y apatía. Las infecciones de garganta por estreptococo no suelen ir acompañadas de síntomas catarrales (como tos, estornudos, congestión o moqueo nasal).

Aunque los síntomas de la faringitis estreptocócica pueden desaparecer en pocos días sin tratamiento directo, los médicos recetan antibióticos para prevenir posibles complicaciones que pueden ser graves, como la fiebre reumática. La toma de antibióticos reduce la duración del periodo durante el cual el afectado puede contagiar la enfermedad.

Por qué se hace

La prueba del cultivo del exudado faríngeo puede ayudar a encontrar la causa de un dolor de garganta. A menudo, el dolor de garganta está provocado por un virus, pero el cultivo permitirá determinar si está provocado por una bacteria estreptocócica, lo que ayudará a los médicos a decidir sobre el tratamiento adecuado.

Preparación

Pida a su hijo que se quede bien quieto durante el procedimiento. Asegúrese de informar al médico si su hijo ha tomando un antibiótico hace poco, e intente que su hijo no haga enjuagues bucales con productos antisépticos antes de hacerse la prueba porque estas sustancias podrían afectar a los resultados.

El procedimiento

Un profesional de la salud pedirá a su hijo que incline la cabeza hacia atrás y que abra la boca lo máximo posible. Si el profesional no puede ver con claridad la parte posterior de la garganta de su hijo, apretará la lengua del niño hacia abajo con una espátula de madera (o depresor de lengua) para verla mejor. Frotará suavemente un hisopo limpio contra la parte posterior de la garganta, las amígdalas y cualquier área enrojecida o inflamada para recoger una muestra.

Tal vez prefiera tener a su hijo sentado en el regazo durante el procedimiento para evitar que se mueva y dificulte la obtención de la muestra por parte del profesional.

Throat Swab Illustration

Qué esperar

Es posible que su hijo tenga arcadas cuando el hisopo entre en contacto con la parte posterior de su garganta. Si le duele la garganta, tal vez sienta leves molestias mientras se la froten con el hisopo.

Obtención de los resultados

Los resultados de la prueba estreptócocica suelen estar listos al cabo de dos días.

Riesgos

La obtención de la muestra puede resultar incómoda, pero no existe ningún riesgo asociado a esta prueba.

Cómo ayudar a su hijo

Es posible que explicar el procedimiento a su hijo en palabras que él pueda entender le ayude a aliviar sus temores. Durante la prueba, ayude a su hijo a relajarse para que esté quieto y el profesional de la salud le pueda frotar correctamente la garganta y las amígdalas con el hisopo.

Si tiene alguna pregunta

Si tiene preguntas sobre el cultivo del exudado faríngeo, hable con el médico de su hijo.

Revisado por: Yamini Durani, MD
Fecha de revisión: marzo de 2015

A KidsHealth Education Partner

Nota: Toda la información incluída en este material tiene propósitos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnóstico o tratamiento, tenga a bien consultar con su médico de cabecera.

© 1995- KidsHealth® Todos los derechos reservados.

Imágenes proporcionadas por iStock, Getty Images, Corbis, Veer, Science Photo Library, Science Source Images, Shutterstock y Clipart.com